Inicio / Consejos / Arreglos del hogar / Precio de un pintor: Consejos para contratar un pintor barato

Precio de un pintor: Consejos para contratar un pintor barato

Es evidente que pintar nuestra casa, ya sea por dentro 0 por fuera, ayuda a mejorar su aspecto y si estamos pensando en venderla, esto además aumentará su valor. Y es que la pintura  es una de las soluciones más rápidas y sencillas de dar a tu hogar un lavado de cara. Además, en la actualidad puedes elegir entre una gran variedad de colores, tipos de pintura, acabados y otras muchas opciones que pueden considerarse.

Es por ello que el precio de un pintor puede variar mucho tanto por la tarifa que establezca por su trabajo como por el tipo de pintura y la complejidad del trabajo. Con lo cual el precio puede variar desde los 200 euros por trabajos pequeños a los 2.000 euros por pintar una casa por completo, tanto interior como exterior. Pero son muchos los factores que se deben tener en cuenta.

Precio de un pintor

¿Cuánto cuesta la pintura?

Cuando nos disponemos a invertir en un proyecto de pintura, lo primero que debemos hacer es decidir qué es justo lo que queremos:

  • Pintar el interior de una casa (500-1.800 euros): las paredes interiores y techos suelen ser el trabajo más demandado por los propietarios. En estos casos es importante tener en cuenta también los costes de la imprimación.
  • Pintar el exterior de una casa (700-2.600 euros): además de las paredes, dentro del proyecto se pueden incluir las puertas y ventanas, por lo que el precio de un pintor puede variar mucho.
  • Pintar una casa pequeña (180-700 euros) : los proyectos pequeños también pueden incluir puertas, armarios y ventanas.
  • Pintar un mural artístico (350-1.000 euros): si decidimos pintar un mural el precio dependerá de la complejidad del trabajo y del tiempo que se tarde en completarlo.

En cualquier caso, a la hora de calcular el precio de un pintor, uno de los factores más importantes a tener en cuenta es la propia pintura. Los costes de la pintura irán en función de la cantidad que vayamos a necesitar y de la imprimación que sea necesaria, así como de la calidad de la pintura que elijamos. Una vez que tengas una idea aproximada de lo que quieres, visita las tienda y compara el precio de los distintos botes. Nosotros te recomendamos que intentes adquirir la mayor calidad que te permita tu presupuesto, ya que de esta forma el aspecto será mucho más duradero.

No obstante, piensa que además necesitarás pinceles, rodillos y cinta de carrocero. Normalmente, estos materiales suelen representar el 15% de coste total del precio de un pintor profesional. Sin embargo, un profesional puede llevar todo esto por lo que si contratas un pintor, te ahorrarás el dinero.

Factores que influyen en el precio de un pintor 

Por lo general, la mitad de los pintores trabajan por cuenta propia. Es por ello que son ellos mismos los que establecen sus precios, los cuales pueden variar en función de los costes que tengan y de la época del año en que se realice el trabajo. Normalmente en verano la demanda es mayor, por lo que los precios suelen ser más altos.

Presupuesto del pintor

Lo normal suele ser que antes de iniciar el trabajo se acuerde un precio, aunque algunos profesionales cobran por hora. Cuando se ofrece un presupuesto cerrado, el precio suele ir acorde con la estimación de horas en las que se considera que el proyecto de habrá completado, pero asegúrate de que se contemplan todos los gastos, ya que muchos pintores suelen incluir costes adicionales al final. La ubicación de la vivienda, el tipo de trabajo, la experiencia y la temporada pueden hacer que el precio suba.

Precio de los materiales

Si quieres ahorrar dinero, puedes comprar todos los materiales tú mismo. No obstante, algunos pintores ofrecen buenos precios por llevar ellos mismos los materiales porque saben dónde comprarlos para que les resulte más económico. De esta forma, puedes ahorrarte también tiempo y dinero. Pídele una lista desglosada de los materiales que van a ser necesarios y compáralos con las tiendas para ver qué es lo que te sale mejor.

También debes saber que muchos pintores incluyen gastos adicionales por el equipo especializado que utilizan y que los clientes no pueden comprar por su cuenta. Lo cual aunque encarece el presupuesto, supone una ventaja. En cualquier caso, para los materiales que puedas comprar tú mismo, si los encuentras más baratos, puedes ahorrarte dinero.

Preparación de la superficie

Si vas a hacer alguna parte  o el proyecto completo tú mismo, debes saber que el primer paso es siempre preparar la superficie. Es importante que la pared esté limpia antes de empezar a pintar, ya que la suciedad puede afectar a la suavidad de la misma e impedir que la pintura se adhiera correctamente a ella. Con un poco de agua y jabón será suficiente, pero asegúrate de retirar el jabón cuando termines. Además, no olvides eliminar cualquier brillo con papel de lija y retirar el polvo que haya quedado.

También deberás asegurarte de que no hay agujeros, grietas o cualquier otro problema en la superficie. De haberlo, la mejor solución es aplicar un poco de masilla para rellenarlos. Usa una espátula para alisar la masilla y elimina cualquier exceso para evitar relieves. Para grietas especialmente estrechas, puede que tengas que ayudarte con el dedo para extender la masilla. Ten en cuenta que cuando se seca la masilla se encoge, por lo que puede que sea necesario aplicar una segunda capa.

Consejos para contratar un pintor barato

1. Pide referencias: consulta con tus amigos, familiares y vecinos para ver si han contratado alguna vez un pintor para un proyecto similar o lee en foros opiniones de otros clientes.

2. Compara presupuestos: pide un presupuesto cerrado a varios pintores donde se contemplen todos los gastos del proyecto de forma desglosada de principio a fin. Si algo te parece demasiado caro, pregunta el motivo. De esta forma podrás no solamente comparar precios, sino también calidades.

3. Consulta: no está de más que te intereses por la experiencia, por las coberturas del seguro, si contratan trabajadores independientes, si te pueden facilitar referencias, si te ofrecen garantía, etc.

4. Revisa las credenciales: asegúrate de que la persona que contratas tiene su documentación en regla por si fuera necesario realizar alguna reclamación posterior.

5. Plan de pagos: nunca pagues más de un tercio del coste total por adelantado.

6. Revisa el contrato: lee la letra pequeña del contrato antes de formar nada para evitar sorpresas.

Esperamos que todos estos consejos te resulten útiles y puedas contratar el pintor más adecuado para hacer el trabajo. Pero si te urge y no sabes a quién acudir, en Etece.es tenemos la solución perfecta para ti. Solamente tienes que encargar tu tarea de pintura en nuestra web y establecer el precio que puedes pagar por ella. Nosotros nos ajustaremos a tu presupuesto y te enviaremos un pintor a domicilio el día acordado para empezar el trabajo. Si no sabes cuál podría ser el precio apropiado para el trabajo, pide presupuesto a nuestros profesionales y quédate con el precio que más te convenga. De esta forma podrás contratar un pintor barato y tener tu casa lista mañana mismo

 

 

 

Escribir respuesta

Tu email no será publicado Los campos obligatorios están marcados *

*

Scroll To Top